Gana medalla de plata el proyecto de restauración de Quinta Carolina en la Bienal de Arquitectura

 

Carlos Urquidi G. / Exclusiva

Chihuahua, Chih.- El proyecto de restauración de la Quinta Carolina, hoy convertida en Centro Cultural tras su inauguración el pasado jueves, ganó hoy la Medalla de Plata dentro de la XIV Bienal Nacional e Internacional de Arquitectura Mexicana, en evento realizado en el Palacio de Bellas Artes de la Ciudad de México.
El objetivo de la bienal, que este año registró 316 proyectos participantes, es identificar las mejores obras arquitectónicas del país, así como las publicaciones, investigaciones y tesis, reconocer a sus autores, difundir las obras más relevantes para permitir, mediante el análisis y la crítica, una reflexión acerca de la arquitectura contemporánea responsable y con soluciones sustentables.
El equipo multidisciplinario encargado de realizar los trabajos, encabezado por el arquitecto Luis Armendáriz Ledezma, logró la excelencia en la restauración y rehabilitación de la antigua finca que data de 1896, trabajo que hoy recibió uno de los más importantes galardones dentro de la arquitectura a nivel nacional e internacional.
Con una inversión inicial de más de 60 millones de pesos, derivados de cinco etapas de gestión de recursos diferentes, realizadas a lo largo de ocho años de trabajo consecutivo, con un enfoque multidisciplinario requirió la participación de más de 2 mil personas directa o indirectamente, entre arquitectos, ebanistas, restauradores, canteros, albañiles y otras ramas de personal especializado.
El Centro Cultural Quinta Carolina cuenta con una Sala de Proyección Multifuncional dará espacio al cine, conferencias y talleres a distancia; Sala de exposiciones; Área de formación y profesionalización; Centro de Documentación Digital que contará con tecnología de punta para el acervo de archivos históricos.
Además de aulas de formación cultural para realizar seminarios, cursos y talleres; un escenario al aire libre con capacidad para 600 personas; conversatorio para círculos de lectura, y el Salón Central y el Núcleo Comunitario de Aprendizaje Musical (NUCAM) del Sistema de Musical Se’Wá.
También contará con un Museo de sitio que albergará el tema de la época del Porfiriato (1860-1910).
En el equipo destaca también la gran participación de Gastón Fourzan Fierro como arquitecto proyectista, desde que empezó la idea del rescate, más de 20 años atrás.
El galardón obtenido hoy en la décimo cuarta edición de la Bienal Nacional e Internacional de Arquitectura Mexicana, de la Federación de Colegios de Arquitectos de la República Mexicana, FCARM, es de suma importancia no solo para los involucrados directamente, sino también para la sociedad chihuahuense. Punto, hasta aquí.

Vea aquí una galería de la premiación:

https://www.facebook.com/518331078181941/photos/?tab=album&album_id=1474796492535390

Quinta Carolina: Emblema de una nueva era en la cultura chihuahuense con carácter universal

 

Carlos Urquidi G.

Chihuahua, Chih.- Tras ocho años de arduos trabajos en restauración, recuperación y conservación la emblemática Quinta Carolina recupera todo su esplendor.
El equipo multidisciplinario encargado de realizar los trabajos, encabezado por el arquitecto Luis Armendáriz Ledezma, logró la excelencia en la restauración y rehabilitación de la antigua finca que data de 1896.
Con una inversión de 62 millones de pesos, la otrora casa de campo de Luis Terrazas, resurge ahora convertida en el Centro Cultural Quinta Carolina, conservando toda la belleza de antaño.
Testigo inmutable del poderío de los años de la Revolución Mexicana y su posterior abandona tras el estallido de la guerra, la casona continuó funcionando hasta después de 1920, pasando a ser propiedad de Jorge Muñoz, siendo en la década de los 30`s que quedó abandonada.
Las invasiones que comenzaron en los 70’s hicieron de la rapiña el pero enemigo de la finca, entro los 80’s a los 90’s, se suscitaron varios incendios que destruyeron totalmente el domo del patio central y algunas de las habitaciones.
El pasado quedó atrás, así el jueves 29 de septiembre, la obra se entregó al público, “Como uno de sus patrimonios edificados más representativos, restaurados y rehabilitados para el servicio de la Cultura”, en palabras de Luis Armendáriz.
El jardín frontal sirvió de magno escenario para el encuentro de orquestas infantiles, la Orquesta Infantil Quinta Carolina y la orquesta Infantil del Municipio de Delicias.
En la inauguración estuvieron presentes el director del Instituto Chihuahuense de la Cultura, Sergio Reaza Escárcega; la coordinadora del Programa de Apoyo a la Infraestructura Cultural de los Estados (PAICE) de la Secretaría de Cultura, Mirna Osiris Ortíz y el delegado del Centro INAH Chihuahua, Jorge Carrera Roble, además de los familiares de los últimos propietarios del inmueble, Francisco, Juan y Consuelo Muñoz.
A la entrada quedó una placa alusiva de la nueva era de Quinta Carolina.
Los trabajos divididos en cinco etapas, que requirieron de 700 trabajadores, resaltan en sus muros la combinación de trabajos artesanales, vestigios de recuperación sobresalen en algunas de las habitaciones, sin olvidar el enorme trabajo realizado por los maestros canteros, logrando en conjunto ser nominados por la XIV Bienal Nacional e Internacional de Arquitectura 2016, en la categoría de restauración.
El centro Cultural Quinta carolina cuenta con una Sala de Proyección Multifuncional dará espacio al cine, conferencias y talleres a distancia; Sala de exposiciones; Área de formación y profesionalización; Centro de Documentación Digital que contará con tecnología de punta para el acervo de archivos históricos.
Además de aulas de formación cultural para realizar seminarios, cursos y talleres; un escenario al aire libre con capacidad para 600 personas; conversatorio para círculos de lectura, y el Salón Central y el Núcleo Comunitario de Aprendizaje Musical (NUCAM) del Sistema de Musical Se’Wá.
También contará con un Museo de sitio que albergará el tema de la época del Porfiriato (1860-1910).
Sergio Reaza comentó que, “Quiero agradecer la presencia de todos ustedes y recordarles que la Quinta Carolina es un patrimonio chihuahuense, de los chihuahuenses y para los chihuahuenses”.
El delegado del INAH, Jorge Carrera Robles fue directo al decir, “Este esfuerzo llamado Quinta Carolina nos permite a los chihuahuenses demostrarnos que más allá de coyunturas, de gobiernos, de ideologías, de posiciones sociales, cuando hay una voluntad expresa y un proyecto superior tenemos la capacidad de ponernos de acuerdo. Es un mensaje claro, efectivo, pertinente al gobierno federal de que proyectos con visión, con estrategia y con voluntad de gestión es posible llevarlos a cabo”.
La coordinadora del PAICE, Mirna Ortiz, dijo, “Un recinto emblemático, patrimonio histórico y artístico de nuestro país, apoyar la creación y consolidación de nuevos espacios culturales representa uno de los objetivos fundamentales de la política federal en materia de cultura. Al ofrecer una infraestructura digna y accesible se favorece el desarrollo de actividades artísticas de alta calidad, se propicia el acceso universal a la cultura y se contribuye a la formación integral de las personas; estas condiciones se reunieron aquí en Chihuahua, en el Centro Cultural Quinta Carolina, que hoy tenemos el privilegio de atestiguar como una realidad, es un proyecto de la suma de esfuerzos y también el inicio de una nueva etapa, la de consolidación y crecimiento que requiere el mismo esfuerzo y la misma intensidad”.
La Quinta Carolina es ya parte de una nueva era dentro de la cultura chihuahuense con carácter universal. Punto, hasta aquí.

Vea aquí una galería del evento inaugural:

‘Ware’, libro de Micaela Solís hoy en la Quinta Carolina

ware-1

 

Chihuahua, Chih.- El Centro Cultural Quinta Carolina será la sede de la presentación del poemario ‘Ware’ de la escritora chihuahuense Micaela Solís, hoy sábado primero de octubre a las 19:00 horas, teniendo como comentaristas a Luis Y. Aragón, Pablo Alonso Herraiz y Enrique Servín Herrera.
Durante su carrera, Micaela Solís ha publicado poesía, cuento, ensayo, novela, drama y guión de audio. Algunas de sus obras son: ‘Remolino’ (novela) 1994; ‘Imagen latente’ (poesía con fotografía antigua de Chihuahua) 1995; ‘Elegía en el desierto’ (poesía) 2005; ‘Estación Deseada’ (drama histórico) 2005; ‘Yo soy, nosotros somos’ (audiolibro) 2010 y ‘Dragoleón’ (cuento infantil) 2015, entre otras.
Ha sido publicada en revistas como, ‘El Cuento’, ‘Chihuahua Hoy’, ‘Siempre’ y ‘Milenio’, entre otras y para la radio ha adaptado, escrito y dirigido algunos guiones dramatizados, así como teatro y performance. Su poesía en ensamble ha sido representada en varias ciudades de México, Estados Unidos y Europa.
En dos ocasiones recibió el estímulo Conaculta a Creadores con Trayectoria “David Alfaro Siqueiros”, premio de la Deutsche Welle Radio Alemania por guión radiofónico, y Fue segundo lugar con Mención de Honor del Premio Chihuahua por el drama histórico Estación Deseada y actualmente trabaja como asistente cultural en la Universidad Autónoma de Ciudad Juárez.
Durante la presentación se leerán algunos poemas contenidos en el texto y la intervención musical a cargo de Olga Campos, Carlos Berúmen y Lluvia Hurtado.
La finca recientemente restaurada, ahora convertida en Centro Cultural Quinta Carolina se ubica en la avenida Fyodor Dostoyevsky esquina con calle Monte Everest s/n,Fracc. Quintas Carolinas. Entrada gratuita.

Quinta Carolina: Inicia mañana su nueva era de esplendor

quinta-carolina

 

– El Centro Cultural Quinta Carolina abrirá sus puertas con concierto de orquestas infantiles ante la presencia de autoridades culturales

Chihuahua, Chih.- Mañana jueves 29 de septiembre serán inauguradas las instalaciones del Centro Cultural Quinta Carolina, proyectado para convertirse en el espacio cultural más importante del norte de del país.
El evento estará encabezado por autoridades de la Secretaría de Cultura, el Instituto Chihuahuense de la Cultura y del Instituto Nacional de Antropología e Historia, además de acoger el concierto de dos orquestas infantiles, la del Núcleo Comunitario de Aprendizaje Musical Quinta Carolina que opera en el recinto desde hace varios años y la del Municipio de Delicias que tendrán una participación en el evento de apertura.
El evento es con invitación para el público en general a partir de las 19:00 horas y se tiene programado develar una placa conmemorativa, y realizar un recorrido por las instalaciones por parte de las autoridades e invitados especiales.
El concierto se realizará en el área de los jardines con el único fin de mostrar la recuperación de la mayor parte de los espacios y el equipamiento de exteriores e interiores. Con ello, la obra ya está en posibilidades de prestar algunos servicios culturales.
El Centro Cultural Quinta Carolina, beneficiará a miles de habitantes de la capital chihuahuense sobre todo del norte de la ciudad, a través de las múltiples áreas destinadas para el desarrollo artístico y cultural, así como un sinfín de servicios culturales que se concentrarán en el emblemático edificio histórico.
Con más de un siglo y medio de antigüedad, la gran casona albergará entre sus paredes una sala de proyección multifuncional, el centro de documentación digital, la galería de arte moderno, tres aulas de formación cultural, el museo de sito, un escenario al aire libre y un conversatorio.
En el año 2007 La Quinta Carolina era prácticamente una losa abandonada y después de 8 años, es posible apreciar el avance en la infraestructura con trabajos de carpintería, cantería y mantenimiento a la torre izquierda del inmueble, trabajos de restauración coordinados por el área de Patrimonio y Gestión Cultural del Instituto Chihuahuense de la Cultura a cargo del arquitecto Luis Armendáriz Ledezma.
La Sala de Proyección Multifuncional dará espacio al cine, conferencias y talleres a distancia con capacidad para 80 personas. El Centro de Documentación Digital contará con tecnología de punta y albergará el acervo de archivos históricos digitalizados al servicio de historiadores, investigadores y estudiantes. Contará también con una sala Galería de Arte Moderno destinado a creadores para brindar mayor espacio dónde exponer sus obras temporales.
Tres aulas de formación cultural para realizar seminarios, cursos y talleres con capacidad de 10 personas cada una. Un escenario al aire libre con capacidad de aforo para 600 personas. Un conversatorio para ofrecer actividades de círculos de lectura, y la continuación de los servicios del Salón Central y el Núcleo Comunitario de Aprendizaje Musical (NUCAM) que alberga actualmente al Sistema de Musical Se’Wá.
La Quinta Carolina contará con un Museo de sitio que albergará el tema de la época del capitalismo en Chihuahua, también conocido como Porfirismo (1860-1910).
Desde los noventas, la familia Muñoz Terrazas, últimos descendientes de Luis Terrazas, donó la finca Quinta Carolina al Gobierno del Estado de Chihuahua quien le entregó el inmueble en comodato al Instituto Chihuahuense de la Cultura con la única condición que fuera utilizado para fines culturales.

Obtiene restauración de Quinta Carolina nominación de la Bienal Nacional de Arquitectura

 

Equipo comandado por Luis Armendáriz tiene la posibilidad de obtener en el concurso internacional desde una Mención Honorífica hasta la Medalla de Oro en el evento a realizarse en el Palacio de Bellas Artes.

Chihuahua, Chih.- La restauración realizada en el Centro Cultural Quinta Carolina fue nominado por la XIV Bienal Nacional e Internacional de Arquitectura Mexicana, por ello, tiene la posibilidad de recibir mención honorífica, la medalla de plata o hasta el gran premio y medalla de oro, en la categoría de “Restauración”, para lo cual compitió con más de 318 proyectos de todo el país.
La Federación de Colegios de Arquitectos de la República Mexicana lanzó la convocatoria para participar en la Bienal durante los primeros meses del año, con el objetivo de identificar las mejores obras, publicaciones, investigaciones y tesis hechas por arquitectos mexicanos.
El arquitecto Luis Fernando Armendáriz Ledezma, coordinador desde hace ocho años del proyecto de restauración y rehabilitación de la Quinta Carolina a través del Instituto Chihuahuense de la Cultura, explicó que la convocatoria incluye diversas clasificaciones y la Quinta se inscribió en la de “Restauración”, aspirando al premio Carlos Flores Maríni.
El concurso nacional cuenta con dos reglas básicas, la primera, fue apegarse a la presentación de cuatro láminas que plasmaran el desarrollo del proyecto; la segunda, es el envío de fotografías que documentaran dicho proceso.
La convocatoria permitía la participación individual o en grupo, y el objetivo era reconocer los mejores trabajos que se hicieron entre los años 2015 y 2016, ya sea de forma particular, o desde alguna institución.
Al final, las láminas entregadas formarán parte de una publicación en formato de libro con todas las obras que participaron, lo cual significó un reto, “había que contener 8 años de trabajo intensivo, mas otros 12 de trabajos de conservación, en muy poco espacio”, comentó el responsable del equipo.
“Fue un trabajo de curaduría muy extenuante donde había que seleccionar el material más valioso y todos estos años de registro y documentación arrojaron material importante para que la gente pueda conocer a detalle el proceso que se ha llevado con el inmueble”, puntualizó Arméndariz.
La Quinta Carolina tiene un valor que la distingue, no sólo por el trabajo de recuperación de un monumento histórico, sino por el producto y los servicios culturales que ofrece. Es un proyecto al que se le han invertido más de 60 millones de pesos, derivados de cinco etapas de gestión de recursos diferentes, realizadas concienzudamente a lo largo de ocho años de trabajo consecutivo, siempre con un enfoque multidisciplinario en el que han participado más de 2 mil personas directa o indirectamente, entre arquitectos, ebanistas, restauradores, canteros, albañiles y otras ramas de personal especializado, lo cual se ha convertido en un nicho de oportunidad para generar nuevas fuentes de empleo.
La Federación de Colegios de Arquitectos de la República Mexicana A.C. FCARM, y el Consejo Ejecutivo Nacional 2015 – 2016, notificaron sobre la nominación a Luis Fernando Armendáriz Ledezma, responsable de la obra y a Gastón Fourzan Fierro como arquitecto proyectista, luego de llevar a cabo el proceso de revisión y calificación de los trabajos correspondientes durante los primeros días del mes de agosto en la ciudad de México.
El proyecto “Restauración de la Quinta Carolina”, fue seleccionado en la categoría de Restauración por el Consejo de la Coordinación de Bienales de la FCARM quien decidió conservar en la categoría de Nominados a todos aquellos proyectos que obtendrán algún reconocimiento, que puede ser desde una Mención Honorífica, una Medalla de Plata o la misma Medalla de Oro hasta el día del evento de premiación, que se llevará a cabo el miércoles 5 de octubre del presente año en el Palacio de Bellas Artes de la Ciudad de México.
Una vez puesto en operaciones, el Centro Cultural Quinta Carolina, beneficiará a miles de habitantes de la capital chihuahuense sobre todo del norte de la ciudad, a través de las múltiples áreas destinadas para el desarrollo artístico y cultural, así como un sin fin de servicios culturales que se concentrarán en el emblemático edificio histórico.
Con más de un siglo y medio de antigüedad, la gran casona albergará entre sus paredes una sala de proyección multifuncional, el centro de documentación digital, la galería de arte moderno, tres aulas de formación cultural, el museo de sito, un escenario al aire libre y un conversatorio.
Se tiene programado que el día 26 de septiembre se realice un concierto de apertura en el área de los jardines con el único fin de mostrar la recuperación de la mayor parte de los espacios y el equipamiento de exteriores e interiores. Con ello, la obra ya está en posibilidades de prestar algunos servicios culturales.

A un paso de recobrar su majestuosidad

 

Chihuahua, Chih.- Este lunes 30 de mayo, la Secretaría de Obras Públicas entregó oficialmente la obra concluida del Centro Cultural Quinta Carolina al Instituto Chihuahuense de la Cultura.
Fue el Secretario de Educación, Cultura y Deporte, Ricardo Yáñez, quien recibió la obra de parte del Ing. Adrián Sotelo, residente de obra de la SCyOP, donde además estuvo presente el arq. Adolfo Morales, de la constructora Kikita, empresa ganadora de la licitación de la quinta etapa; el director del Instituto Chihuahuense de la Cultura, Mtro. Sergio Reaza Escárcega y el arquitecto Luis Armendáriz, jefe del departamento de Patrimonio y Gestión Cultural, responsable del proyecto.
Cerca de las 10:30 de la mañana las autoridades realizaron un recorrido por el recinto, para luego llevar a cabo la firma del acta de entrega – recepción, con lo que se dan por concluidos los trabajos de restauración y rehabilitación de este espacio que promete ser el mayor centro cultural que haya tenido el estado.
Luego de una inversión de 5.5 millones de pesos para la quinta etapa, aún está en curso la aplicación de 10 millones más para partidas de equipamiento, esperando tener una primera inauguración con un concierto magistral en el marco del Festival Internacional Chihuahua 2016 para luego abrir sus puertas al público en general.
El Centro Cultural La Quinta Carolina, beneficiará a miles de habitantes de la capital chihuahuense sobre todo del norte de la ciudad, a través de las múltiples áreas destinadas para el desarrollo artístico y cultural, que se concentrarán en el emblemático edificio histórico.
Con más de un siglo y medio de antigüedad, la gran casona albergará entre sus paredes una sala de proyección multifuncional, el centro de documentación digital, la galería de arte moderno, tres aulas de formación cultural, el museo de sito, un escenario al aire libre y un conversatorio.
Los trabajos de rehabilitación han sido posibles gracias a recursos económicos gestionados desde el año 2007, poco más de 60 millones de pesos generados en cinco etapas: la primera de ellas consta de un recurso de 15 millones de pesos logrados por la Comisión de Cultura en la Cámara de Diputados en el 2007, la segunda etapa constó de 7.5 mdp también por la Comisión de Cultura en el 2011.
En el 2013 se lograron conseguir 10 millones 600 mil pesos del Presupuesto de Egresos de la Federación en la tercera etapa, y en el mismo año se otorgan 14 millones 133 mil pesos por el Ramo General 23, y los fondos para la quinta etapa se ganaron a través de la convocatoria del PAICE (Programa de Apoyo de Infraestructura Cultural en los Estados) instrumentado por la Dirección General de Vinculación del Consejo Nacional para la Cultura y las Artes (CONACULTA) con un monto de 16 millones de pesos para equipamiento y obra.
El arquitecto Luis Armendáriz, reconoció que en el 2007 La Quinta Carolina era prácticamente una losa abandonada y ahora se aprecia el avance de infraestructura para la gestión cultural con trabajos de carpintería, cantería, mantenimiento a la torre izquierda del inmueble y manifestó que se conservarán dos paredes con graffiti para dar espacio a la expresión urbana.
La Sala de Proyección Multifuncional dará espacio al cine, conferencias y talleres a distancia con capacidad para 80 personas. El Centro de Documentación Digital contará con tecnología de punta y albergará el acervo de archivos históricos digitalizados al servicio de historiadores, investigadores y estudiantes. Contará también con una sala Galería de Arte Moderno destinado a creadores para brindar mayor espacio dónde colar sus obras temporales.
Tres aulas de formación cultural para realizar seminarios, cursos y talleres con capacidad de 10 personas cada una. Un escenario al aire libre con capacidad de aforo para 600 personas. Un conversatorio para ofrecer actividades de círculos de lectura, y la continuación de los servicios del Salón Central y el Núcleo Comunitario de Aprendizaje Musical (NUCAM) que alberga actualmente al Sistema de Musical Se’Wá.
Adicionalmente La Quinta Carolina contará con un Museo de sitio que albergará el tema de la época del capitalismo en Chihuahua, también conocido como Porfirismo (1860-1910).

Será la Quinta Carolina el mayor centro de promoción y gestión cultural en el estado

Chihuahua, Chih.- El recinto cultural La Quinta Carolina beneficiará a miles de habitantes de la capital chihuahuense a través de las múltiples áreas destinadas para el desarrollo artístico y cultural una vez que se concluya este ambicioso proyecto, en el emblemático edificio histórico que actualmente se encuentra en el ejercicio de la tercera, cuarta y quinta etapa de reconstrucción y rehabilitación.
Con más de un siglo y medio de antigüedad, la gran casona albergará entre sus paredes una sala de proyección multifuncional, el centro de documentación digital, la galería de arte moderno, tres aulas de formación cultural, el museo de sito, un escenario al aire libre y un conversatorio.
El jefe del departamento de Patrimonio y Gestión Cultural del Instituto Chihuahuense de la Cultura, Luis Armendáriz, responsable también del desarrollo puntual de la rehabilitación, estimó que la obra finalizará para ser inaugurada en febrero de 2016 para continuar con el equipamiento y dotación de mobiliario.
Los trabajos de rehabilitación se encuentran en un 60 por ciento de avance, lo cual ha sido posible gracias a recursos económicos gestionados desde el año 2007, poco más de 60 millones de pesos generados en cinco etapas: la primera de ellas consta de un recurso de 15 millones de pesos logrados por la Comisión de Cultura en la Cámara de Diputados en el 2007, la segunda etapa constó de 7.5 mdp también por la Comisión de Cultura en el 2011.
En el 2013 se lograron conseguir 10 millones 600 mil pesos del Presupuesto de Egresos de la Federación en la tercera etapa, y en el mismo año se otorgan 14 millones 133 mil pesos por el Ramo General 23, y los fondos para la quinta etapa se ganaron a través de la convocatoria del PAICE (Programa de Apoyo de Infraestructura Cultural en los Estados) instrumentado por la Dirección General de Vinculación del Consejo Nacional para la Cultura y las Artes (CONACULTA) con un monto de 16 millones de pesos para equipamiento y obra.
Los fondos de la primera y segunda etapa ya fueron agotados en la obra, mientras que la tercera, cuarta y quinta etapa continúan en función de ejercicio.
“Un proyecto tan importante y ambicioso tenía que ser con mucho cuidado y sobre todo con mucha participación en la gestión de recursos”, incluyó el arquitecto, además de remarcar que en el estado de Chihuahua no se cuenta con un museo de estas características ni con un centro de documentación digital y mucho menos un solo recinto con diversos servicios culturales en interiores y exteriores.
Reconoció que en el 2007 La Quinta Carolina era prácticamente una losa abandonada y ahora se aprecia el avance de infraestructura para la gestión cultural con trabajos de carpintería, cantería, mantenimiento a la torre izquierda del inmueble y manifestó que se conservarán dos paredes con graffiti para dar espacio a la expresión urbana.
Una vez que concluyan los trabajos de obra y habiliten los espacios con el equipamiento y mobiliario adecuado, los habitantes y visitantes de la ciudad de Chihuahua podrán disfrutar de las diferentes áreas de este recinto histórico y centro de promoción cultural.
La Sala de Proyección Multifuncional dará espacio al cine, conferencias y talleres a distancia con capacidad para 80 personas.
El Centro de Documentación Digital contará con tecnología de punta y albergará el acervo de archivos históricos digitalizados al servicio de historiadores, investigadores y estudiantes, además contará también con una sala Galería de Arte Moderno destinado a creadores para brindar mayor espacio dónde colar sus obras temporales.
Tres aulas de formación cultural para realizar seminarios, cursos y talleres con capacidad de 10 personas cada una. Un escenario al aire libre con capacidad de aforo para 600 personas. Un conversatorio para ofrecer actividades de círculos de lectura, y la continuación de los servicios del Salón Central y el Núcleo Comunitario de Aprendizaje Musical (NUCAM) que alberga actualmente al Sistema de Musica Se’wá.
Adicionalmente La Quinta Carolina contará con un Museo de sitio que albergará el tema de la época del capitalismo en Chihuahua, también conocido como Porfirismo (1860-1910), “que aspira ser un reflejo del Chihuahua de antaño con esplendor del desarrollo de la Banca, la llegada de los primeros medios de comunicación como el ferrocarril y el automóvil, sobre todo por el crecimiento monumental con grandes edificios”, concluyó Luis Armendáriz.