Gerardo Vargas trae su muestra “El Ilustrador” a casa Redonda; mañana

Chihuahua, Chih.- Casa Redonda Museo Chihuahuense de Arte Contemporáneo exhibirá la colección de obras del artista plástico Gerardo Vargas, quien estará presente durante la ceremonia inaugural, que se realizará mañana miércoles 29 de agosto en punto de las 19:00 horas.
“El Ilustrador” es el título de la muestra integrada por obras realizadas en pintura, dibujo, serigrafía y litografía utilizando como recurso la ilustración, en donde con temas como el paisaje, los astros y la anatomía, Gerardo expresa de manera artística lo que ve, lee y escucha en su entorno, siempre tomando como base el dibujo.
Líneas verticales y horizontales, figuras geométricas repetidas, cabezas de animales en cuerpos humanos y rostros de personas insertos en estructuras animalescas toman sentido en el papel como temas constantes en la obra de Vargas, el artista plástico nacido la Ciudad de México, que ha dedicado su trabajo a la gráfica e ilustración.
Cuenta con diversas exposiciones individuales y colectivas, como la Segunda Bienal de Grabado del Sureste, Chiapas, México; la Muestra Latinoamericana MINIPRINT en la Ciudad de Rosario, Argentina; 91 Aniversario de la Revolución Mexicana en la Galería de Arte de México en Chicago, Illinois, Estados Unidos, entre otras.
Ha diseñado e impreso artesanalmente más de cien carteles para promover eventos científicos y culturales en diversas instituciones nacionales e internacionales.
Actualmente radica y labora en Xalapa, Veracruz, y se desempeña como técnico académico en el Instituto de Artes Plásticas de la Universidad Veracruzana.
El Museo Casa Redonda se encuentra ubicado en Avenida Colón y calle Escudero s/n. en la Colonia Santo Niño de la ciudad de Chihuahua.

Hoy, la ‘‘Ambigüedad’’ de Alejandro Guaderrama

 

Chihuahua, Chih.- Hoy miércoles 9 de mayo en punto de las ocho de la noche en el Poliforun Cultural Universitario se realizará la inauguración la exposición de fotografía y collage ‘‘Ambigüedad’’ del artista plástico chihuahuense Alejandro Guaderrama.
Un proyecto en el que el autor experimenta con diversas técnicas ‘‘Las cuales contribuyan al desarrollo personal, emocional y espiritual. En esta ocasión la búsqueda por expresar ideas en impresiones de fotografías y collage conducen a estos temas de carácter social, los desarrollo con respeto a todos los que me rodean por su naturaleza, costumbres, religión ,condición social, su raza y orientación sexual, cuestionamos y juzgamos otra manera de vivir por sus intereses en la política, por sus disturbios emocionales y codependencias , con el juego, las drogas y la sexualidad estos estigmas sociales deshumanizan, amenazan al individuo y estereotipan a manera de caricatura alejándose del bienestar común mediante el desprecio de los demás’’.
La ambigüedad es un comportamiento, hecho, palabra o expresión que puede entenderse o interpretarse de diversas maneras y por ello Alejandro Guaderrama lo une como forma de expresión artística.
En la inauguración de la muestra, fungirá como presentador el periodista cultural Carlos Urquidi G.
El artista plástico Alejandro Guaderrama nació en la ciudad de Chihuahua, Chihuahua desarrollando sus estudios en la Facultad de Artes de la Universidad Autónoma de Chihuahua siendo invitado a exponer múltiples veces en colectivos en la Escuela de Bellas Artes por sus profesores, en El Centro cultural Quinta Gameros, en Museo Casa siglo XIX (Sebastián), todos estos en la ciudad de Chihuahua.
A mitad de sus estudios solicita una beca para desarrollar su carrera en Ciudad de México donde estudia en la Universidad Nacional Autónoma de México en la Escuela de Artes Visuales y al concluir la beca exponen pintura y escultura en colectivo con todos los foranes en el Teatro Venustiano Carranza.
A su regreso prepara un par de exposiciones individuales tituladas “Espacios Múltiples de la sociedad“ y “métodos teóricos”, así como una exposición colectiva en el museo de Manuel Ojinaga en la ciudad de Ojinaga junto a su colega y amiga Erika Ramos la exposición se titula “Paramétricos”. Durante estos últimos años sea dedicado a la docencia enseñando a jóvenes la importancia del arte en la sociedad.
La cita es hoy miércoles, con entrada libre y vino de honor.

Cuevas en palabras de Cuevas; hoy homenaje póstumo en Bellas Artes

“Una risa, Como un aullido. Desde el fondo del tiempo. Desde el fondo del niño. Cada día. José Luis dibuja nuestra herida”.
Octavio Paz, Totalidad y fragmento.

jl cuevas 5

 

C. Urquidi / agencias / especial

Ciudad de México- José Luis Cuevas, pintor, dibujante, escritor, grabador, escultor e ilustrador mexicano, pero sobre todo considerado el ‘enfant terrible’ (niño terrible) del arte de los años cincuenta, falleció la tarde de este lunes 3 de julio. Tenía 83 años.
‘‘En 1934: José Luis Cuevas nace en la madrugada del 26 de febrero, en la Ciudad de México, en los altos de la fábrica de lápices y papeles “El lápiz del águila”, administrada por su abuelo paterno, Adalberto Cuevas. El inmueble se ubica en las inmediaciones del centro de la Ciudad de México’’.
Al respectó declaró, ‘‘Mi vida artística comienza a una edad muy temprana, a una edad muy temprana descubro mi vocación de pintor. Se debe, quizás, al hecho de que mi abuelo era el administrador de la fábrica de lápices y papeles “El lápiz del águila”, era una papelería verdaderamente esplendida en el centro”.
A los seis años con el autorretrato ‘‘El niño obrero’’ ganó el primer lugar de un concurso infantil de dibujo.
Para los 10 años ya había decidido que sería ser artista, ingresando a la Escuela Nacional de Pintura, Escultura y Grabado La Esmeralda.
Era un niño enfermo también.
‘‘Yo estaba enfermo del corazón, esto me había obligado a dejar de ir a la escuela, ligar, pero al mismo tiempo me permitió estar dibujando todo el tiempo. No es que yo haya descubierto durante la enfermedad el dibujo, sino que simplemente era mi trabajo diario y yo lo llevaba a cabo con una extraordinaria disciplina, así me fui haciendo pintor, ya pintor con una técnica bastante avanzada y mi padre apiadado de mí, de que su hijo más pequeño estaba enfermo me compraba libretas de dibujo y algo que también debo de agradecerle me trajo a mi casa de la colonia Roma, me trajo lápices, cuadernos de dibujo y yo dibujaba en ellos”.
José Luis Cuevas es ya conocido y reconocido a nivel mundial, de eso no hay duda.
De su vida y obra se han dicho y se han escrito muchas cosas.
Y él no tenía empacho en responder.
Obsesionado con su imagen o solo por ganas de mortificar, Cuevas tiene una colección de fotos personales de más de de 12,000 y todas se encuentran en la Biblioteca y Centro de Documentación Octavio Paz dentro del Museo José Luis Cuevas, ‘‘Esta gran cantidad de autorretratos que hice, esta necesidad de fijarme yo en 86 autorretratos verdad dos días antes, o un día ante de que cayera yo precisamente enfermo con una insuficiencia de las coronarias verdad, siempre siento que el tiempo es corto y que hay que trabajar mucho, de ahí esa necesidad mía un tanto angustiosa, incluso de hablar de decir cosas, de estar en constante contacto con la gente”.
Se tomó una foto diaria hasta el año 2000.
Desafió y criticó el muralismo mexicano presente de la época ganándose el sobrenombre de niño terrible o el gran rebelde.
En su manifiesto ‘‘La cortina del nopal’’, lanzó una dura crítica a la Escuela Mexicana de Pintura y Muralismo y a la política gubernamental que favorecía al llamado arte nacionalista, autoexiliándose en 1974, ‘‘Yo considero que en México existe un ambiente sumamente difícil para poder trabajar tranquilo. Trata de hacerse una especie de silencio a estos logros míos en el extranjero”.
Tres años después regresa, en 1979, para inaugurar su exposición ‘‘El regreso del otro hijo pródigo’’ en el Museo de Arte Moderno, retomando el tema:
Bueno mira, las cosas que realmente me podían haber afectado en 1976, empiezan a carecerse de sentido, puede decirse que empiezo a dejar de ser vulnerable a las cosas a las que era el año de 1976, que es cuando con mi familia decidí dejar México. Durante muchos años efectivamente me he enfrentado a la inquina, a la mezquindad, a la calumnia que soez por solo hecho de haber escrito siempre mi verdad”.
Criticado, atacado, amante de la literatura, amigo de Jorge Luis Borges y Octavio Paz, inaugura en 1992 el Museo José Luis Cuevas.
Recibió el premio Tomás Francisco Prieto, entregado por la reina Sofía; la Orden Caballero de las Artes y Letras, galardón otorgado por el gobierno de Francia y la Orden del Comentador, entregada por el gobierno de El Salvador.
Su obra, incluye varios libros autobiográficos, el primero ‘‘Cuevas por Cuevas, y ‘‘Gato macho’’.
Fue hasta el 2008 que su obra llegó a Bellas Artes, ‘‘Tuve que esperar 50 años, pero esos 50 años fueron una extraordinaria actividad en el extranjero, fueron muchos los museos donde mis obras se presentaban, contaba con una crítica responsable, pero no dejaba de haber en mí una especie de dejo de tristeza por el hecho de que durante muchos años en mi propio país de donde surge mi obra precisamente de mis experiencias como mexicano se me negara, recibí ataques y eso lastima y no compensa el hecho de que en otras ciudades, en otros países de lugares de otras culturas recibiera yo el elogio del mundo artístico, porque uno siempre quiere la aceptación del padre, no se conforma uno con la aceptación de muchas otras gentes si el padre lo rechaza a uno”.
Y hoy martes 4 de julio, regresará al máximo recito cultural del país para ser despedido de manera póstuma. Punto, hasta aquí.

jl cuevas 2

Enrique Estrada llega a Casa Redonda desde el Instituto Nacional de Bellas Artes

enrique estrada 2

 

Chihuahua, Chih.- El artista plástico Enrique Estrada llega Casa Redonda con su exposición ‘‘Deconstrucciones’’ que incluye piezas en pintura, escultura y fotografía.
La exposición del chiapaneco llega Casa Redonda a través de la Coordinación Nacional de Artes Plásticas del INBA, el próximo viernes 9 de junio del 2017 a las 19:00 horas con entrada libre y vino de honor.
Enrique Estrada ha participado en más de 30 exposiciones individuales en recintos como el Museo de Arte Moderno, Museo Carrillo Gil y Museo del Palacio de Bellas Artes en México. Así como en los Institutos Culturales de México en Washington D.C. y en San Antonio, Texas.
Actualmente Enrique Estrada trabaja la serie ‘‘Deconstrucciones’’ en donde ofrece una serie de desnudos y retratos en las que una especie de cubo futurismo interviene el impecable realismo o, al revés, la imitación precisa de la realidad es analizada a profundidad a través de la descomposición y el movimiento. Con gran maestría sobre la técnica, así como con pleno dominio de su lenguaje, el autor busca a través de una mirada tanto incisiva como mordaz, observar el movimiento de las cosas, “es detener el tiempo y segmentarlo para comprender que hay más allá de sí, es hacer una introspección en el fondo y la forma, separarlo para poder comprender y entender su composición”, afirma el propio autor.
Enrique Estrada nació en 1942 en Tapachula Chiapas, México. Estudió en la Escuela Nacional de Artes Plásticas, UNAM, 1960-1965
Informes a los teléfonos: 414-9061 o 414-8051

enrique estrada 3

El renacer del libro que no quería Noel Ramírez

 

Carlos Urquidi G.

Chihuahua, Chih.- El artista plástico Noel Ramírez Ayala inauguró el pasado jueves su nueva exposición individual, la cuarta en su carrera, ‘El renacer de las páginas’ en la Sala Aarón Piña Mora del Centro Cultural Universitario Quinta Gameros.
La colección multidisciplinaria de dibujo y pintura que consta de 40 piezas de pequeño formato estará vigente hasta el 10 de febrero.
Las páginas de un libro que no era del gusto de Noel se resisten al rechazo, atravesándose en lsu mente hasta capturar la atención para renacer, y así, dos enemigos en complicidad ofrecen un agasajo visual, estético y de lectura, capaz de atrapar a todos.
Noel Ramírez Ayala explica el proceso de creación de las piezas que conforman la muestra, ‘‘No fue nada planeado, un libro que no me agradaba, lo compré hace mucho tiempo y no me llenó, entones decidí retomarlo a mi manera y darle otro punto de vista, otro punto de vista artístico, esa fue la idea original, nació de la nada. Un día que tenía el libro en la mano me llegó a la mente que no me agradaba, entonces comencé a hacer un dibujo en una de las páginas, terminé y continúe con otra y otra y ahí decidí hacer una serie’’.
En cada pieza, el artista remarcó palabras o líneas que al unirlas toman otro significado y encima plasmó el dibujo, ‘‘A partir de ahí comencé a buscar las páginas, a buscar frases e imágenes que las representaran, en las que no encontré nada, yo mismo hice mi propia poesía y en una que otra que no logré encontrar mi propia poesía, simplemente cree la imagen con el fondo de la página del libro antiguo’’.
La tinta y el acrílico vuelven a ser los elementos perfectos para el arte de Noel Ramírez Ayala.
Egresado de la Facultad de Artes de la Universidad Autónoma de Chihuahua, cuenta también con 15 exposiciones colectivas.
‘El renacer de las páginas’ está llena de simbolismos: una palabra, un párrafo subrayados, la misma página con todo y su desgaste, la nueva imagen que sobresale por su color, que unidos por el talento de Ramírez Ayala, se convierten en una obra nueva, diferente: renacida.
Destacan en su carrera las exposiciones “Phatos”, “Morfología Plástica” y “Sujeto y Espacio”, además de la realización de fantásticas esculturas vivientes.
Noel Ramírez Ayala nació en Guadalupe y Calvo y desde hace varios años radica en la ciudad de Chihuahua.
La inauguración de la exposición contó con la maravillosa interpretación musical de los maestros Sergio Torres, Ramón Alejandro Carrillo, Omar Renato Guerra, Edwin Arizmendi y Miguel Torres Villa.
La presentación y moderación corrió a cargo de Pepe Martínez
Noel, escultor, dibujante, poeta. Visite la muestra y compre la pieza que más le guste. Punto, hasta aquí.