Fernando de la Mora en Parral: ¡Excepcional!

 

Carlos Urquidi G. / enviado especial

Parral, Chihuahua.- El tenor mexicano Fernando de la Mora dio a los eventos masivos del Festival Internacional Chihuahua una noche de excepcional calidad vocal e interpretativa de primer nivel, llevando a cerca de cinco mil personas reunidas en el Foro Villista de la Ciudad de Parral por un recorrido musical que fue de la ópera a la música mexicana que se alargaría por más de dos horas, acompañado de una copiosa lluvia que no fue impedimento para el gran lucimiento del espectáculo.
El intérprete se apoderó del escenario con su gran presencia escénica pasadas las ocho de la noche para arrancar con la canción napolitana “Funiculì, funiculà”, que sirvió para mostrar su gran registro vocal para alcanzar su punto álgido con la muy recordada, “Júrame”.
La primera parte del programa corrió bajo el acompañamiento musical del grupo comandado por don Gonzalo Romero.
Escuchar a Fernando de la Mora no es solo ser testigo de una cátedra de canto, sino también de historia de la música, ya que de viva voz él explica lo que existe detrás de cada tema, sin olvidar al compositor.
Para el nacido en la Ciudad de México, no hay nada que no pueda interpretar, así sea ópera, música clásica, canciones populares mexicanas y latinoamericanas y hasta con mariachi.
En la noche en Parral, ese punto fue igual de máxima calidad, ya que estuvo acompañado del Mariachi Gama Mil, que hizo gala de talento en la segunda parte.
El hombre, el intérprete, el tenor, orgullosamente mexicano, quien ha pisado la Ópera del Metropolitan de Nueva York; el teatro de la Scala de Milán el Covent Garden de Londres, el Liceo de Barcelona, dejó todo en el escenario del Foro Villista.
Canciones muchas: “Granada”, “Incertidumbre”, “Amor de mis amores”, “Todo y nada”, “Voy a apagar la luz”, “Bonita”,
Compositores más: José Alfredo Jiménez, Juan Gabriel, Consuelito Velázquez y María Grever.
Interprete: Uno
Antes, De la Mora fue franco al decir, “estoy muy contento de regresar a Parral, celebro muchísimo que me hayan invitado y que sigan haciendo este tipo de expresiones culturales, como este gran festival que nos permite seguir mostrando que México es mucho más que sus problemas, la cultura tiene que sacar adelante a este país”.
Se refirió también a su reciente participación en emblemática fiesta de La Guelaguetza, “Me siento feliz, fue un evento masivo”.
Y abordó un tema que conoce de sobra: la música, “Yo solo te puedo decir que hay dos tipos de música, la buena y la mala. La que yo considero buena es esa que se queda en el corazón de la gente, que le pasan por encima los años, las décadas y los siglos y ahí está. Lo que me gusta a mí de cantar todos estos estilos es que tengo el privilegio de decidir por la buena música, de invitar a la gente a que goce nuestra música, siempre he dicho que no hay que criticar las nuevas tendencias musicales, que esto no me gusta, que esto no sirve, mira, déjate de cosas, el tiempo le va a pasar por encima a esa música y si es buena y si lleva una esencia importante se va a quedar”.
Fernando de la Mora homenajeo a varios de los estados de México cantando un popurrí de corridos, igual una grata selección de corridos de caballos.
Aplauso general y de pie, de los muchos que hubo, cuando interpretó “El corrido de Chihuahua” y “Ay Chihuahua”.
José Alfredo Jiménez escribió: La luna de Parral brilló esa noche como ninguna luna ha brillado para mí…
Y la noche del viernes, Fernando de la Mora brilló en Parral de forma excepcional. Punto, hasta aquí.

Like This Post? Share It

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *