Posted on

Washington D.C.- Los presidentes Andrés Manuel López Obrador, México, Joe Biden, Estados Unidos, y el primer ministro Justin Trudeau acordaron la declaración conjunta “Reconstruyendo Mejor Juntos: Una América del Norte segura y próspera”, para reafirmar la fortaleza de la relación y trazar un nuevo camino de colaboración, en el marco de la IX Cumbre de Líderes de América del Norte, CLAN.

La más alta prioridad de la región es manejar y terminar la pandemia de COVID-19, y generar una recuperación económica verde, equitativa e inclusiva, así como promover la equidad de género, racial, étnica y social para beneficio del capital humano de la región.

También, Durante la Cumbre de Líderes de América del Norte, los presidentes Andrés Manuel López Obrador y Joseph Biden se reunieron en la Casa Blanca para reafirmar los fuertes lazos entre México y Estados Unidos y dialogar sobre una diversidad de temas, incluyendo la integración económica, la cooperación internacional para el desarrollo, la colaboración contra la pandemia de COVID-19 en la región, el cambio climático y la seguridad.

Al subrayar la relación histórica que existió entre los presidentes Benito Juárez y Abraham Lincoln, y entre Lázaro Cárdenas y Franklin D. Roosevelt, el primer mandatario mexicano deseó que en esta nueva etapa se fortalezca la relación bilateral que se vislumbra positiva en razón de los pronunciamientos expresados por presidente Biden sobre un trato respetuoso y entre iguales.

Igualmente, expresó su beneplácito por la iniciativa de su homólogo estadounidense para regularizar la situación migratoria de 11 millones de connacionales:

“Estamos atentos a ese proceso y deseamos que le apoye el Congreso. Vamos a dar seguimiento a esa iniciativa que beneficia a millones de mexicanos que viven y trabajan honradamente en Estados Unidos. Es una iniciativa, entre otras cosas, con dimensión social; es una iniciativa para hacer justicia y por eso nos da mucho gusto estar aquí, presidente Biden.”

Sobre cooperación en materia económica, conversaron en torno a los avances en el marco del Diálogo Económico de Alto Nivel (DEAN), relanzado el pasado mes de septiembre. Celebraron que ambos gobiernos ya estén trabajando en proyectos concretos para fortalecer las cadenas de suministro a través del grupo de trabajo integrado por las secretarías de Relaciones Exteriores (SRE), de Hacienda y Crédito Público (SHCP) y de Economía (SE), junto con el Departamento de Estado, de Comercio y la Oficina de la Representante Comercial de Estados Unidos. Coincidieron en que el DEAN, que se reúne mensualmente, permitirá generar más empleos en ambos lados de la frontera.

Tras reafirmar el compromiso para avanzar en los objetivos planteados en la Declaración conjunta de México y Estados Unidos sobre el cambio climático, los jefes de Estado acordaron trabajar juntos para fortalecer la salud pública a nivel global y acelerar la manufactura de vacunas contra COVID-19. En ese contexto, el presidente López Obrador agradeció a su homólogo por las más de diez millones de dosis donadas a nuestro país.

En aras de que la migración no sea una obligación, y en seguimiento al intercambio de cartas donde coincidieron en abordar la misma visión, ambos presidentes anunciaron una inversión conjunta que permitirá atender las causas estructurales de este fenómeno. En el marco del DEAN, la Agencia Mexicana de Cooperación Internacional para el Desarrollo (Amexcid) y su contraparte en Estados Unidos (USAID) colaborarán en programas como Jóvenes Construyendo el Futuro en Honduras.

El objetivo es capacitar a jóvenes con las habilidades necesarias que demanda el mercado laboral para reducir el desempleo. Estos programas beneficiarán a más de 540 mil jóvenes.

Como segundo resultado de este mismo pilar, Estados Unidos anunció que invertirá en el sur de México en programas como Sembrando Vida para reducir la deforestación, la emisión de gases de efecto invernadero y aumentará el ingreso de cuarenta mil pequeños agricultores. Amexcid y USAID continuarán avanzando en lo acordado bajo el memorándum de entendimiento firmado durante la visita de la vicepresidenta Harris a México. Actualmente, personal técnico de ambas agencias realiza visita de trabajo a Centroamérica identificando oportunidades de cooperación adicionales.

Ambos gobiernos reconocieron la importancia del intercambio educativo y cultural entre nuestras naciones para contar con una fuerza laboral capacitada para la economía del siglo XXI. Destaca que promoverán programas inclusivos con las poblaciones históricamente vulneradas, como mujeres, indígenas, personas LGBTQI+ o con alguna discapacidad. Además, las respectivas secretarías explorarán mecanismos para crear certificaciones de habilidades conjuntas y armonizar programas técnicos en sectores específicos. 

Con base en el Entendimiento Bicentenario sobre Seguridad, Salud Pública y Comunidades Seguras del pasado octubre, México enviará a Estados Unidos personal a fin de facilitar el intercambio de información, dar seguimiento a investigaciones y apoyar la persecución o extradición de personas involucradas en el tráfico ilícito de armas y otros delitos relacionados. Además, se fortalecerán los grupos de trabajo bilaterales en la frontera para identificar e interrumpir el flujo de armas desde Estados Unidos a México.

En seguimiento al Diálogo de Alto Nivel en Seguridad del 8 de octubre, se firmó también un memorándum de entendimiento para atender la salud mental y uso de sustancias.

Por último, los presidentes de México y Estados Unidos dialogaron sobre prioridades globales, particularmente en virtud de la presidencia de México en el Consejo de Seguridad de Naciones Unidas. 

Como símbolo de respeto mutuo, el gobierno de Estados Unidos regresó a nuestro país un jarrón prehispánico de la cultura tarahumara que fue recuperado por el Buró Federal de Investigaciones tras una investigación que inició en 2013. Los gobiernos de ambos países trabajaron en conjunto para confirmar la autenticidad de la pieza y gestionar su retorno a territorio mexicano. La entrega se llevó a cabo en la Embajada de México en presencia de personal de Departamento de Estado.

Entre los acuerdos realizados  entre los tres mandatarios destacan:

-Buscar formas de reforzar las cadenas de suministro médico.
-Reconocimiento de vacunas contra COVID-19 consideradas seguras y eficaces por la OMS.
-Los tres países actuarán juntos para donar vacunas a América Latina y el Caribe,

-Buscar un enfoque coordinado para resolver el problema de que cientos de miles de armas de fuego crucen hacia México anualmente.
-Unir esfuerzos en tecnología, desarrollo económico, cadenas de suministro y competitividad en sectores prioritarios.
Abordar la crisis climática.

-Atender causas de origen de la migración e invertir en la región, priorizando la cooperación para el desarrollo.
-Aumentar protección a víctimas de trata y tráfico de personas.
-Justicia racial, equidad e inclusión para todos.
-Continuar el diálogo en la #CLAN 2022, en México.

Los presidentes Andrés Manuel López Obrador y Joe Biden sostuvieron su primera reunión bilateral presencial. Del encuentro celebrado en la Casa Blanca, destacan avances en:

-Fortalecimiento de cadenas de suministro.

-Abordar las causas estructurales para que la migración regional sea opcional.

-En el marco del DEAN, Agencia Mexicana de Cooperación Internacional para el Desarrollo y USAID-US Agencia for International Development colaborarán en la implementación del programa Jóvenes Construyendo el Futuro en Honduras.

-Estados Unidos invertirá en el sur de México en el programa Sembrando Vida, en beneficio de 40 mil pequeños agricultores.

-Fortalecimiento de grupos de trabajo en la frontera para identificar e interrumpir el flujo de armas desde Estados Unidos a México.

-Promoción de programas educativos y culturales que sean inclusivos con poblaciones vulneradas, como mujeres, indígenas, LGBTQI+ o personas con discapacidad.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *