Posted on

Carlos Urquidi G. / esucesos

México- La asociación civil “Para Leer en Libertad” de fomento a la cultura y la lectura, que este año celebra sus 10 años de creación, promovió en días pasado el curso de escritura en línea “Escribir en libertad”, pero al ser cuestionada por no incluir ninguna mujer en su cartel, se tomó la decisión de cancelar el evento, “a causa del ruido que se generó en las redes al anunciar un curso de escritura que habíamos hecho hace tres años y que nos parecía buena idea volver a él en esta contingencia, se nos acusó a la ‘Brigada para leer en libertad’ de misoginia al no haber incluido una sola mujer en el curso”.
Por medio de un comunicado público aclararon también que, “a este curso estaban invitadas varias mujeres y coincidió que las que habíamos propuesto no podían. No se trataba de que solamente fuera mujer, sino que fuera el tema de su especialidad”.
Por ello se tenía contempladas a Mónica Lavín, en cuento; a Laura Esquivel, en literatura en el cine y a Elena Poniatowska en periodismo y novela, “como verán, no se trataba de excluir a nadie, y dio la malísima suerte que ninguna de las tres podía en esas fechas en las que ya estaba contratado el lugar”, dice el comunicado.
Escritoras como Ana Clavel y Gabriela Ardila, además de la cantante Julieta Venegas se sumaron al descontento.
Las sesiones que fueron grabadas hace tres años, entre 2016 y 2017, se iban a transmitir todos los viernes de mayo, junio y julio, con la participación de Paco Ignacio Taibo II, Alberto Chimal, Martín Solares, Gerardo de la Torre, Diego Enrique Osorno, Óscar de Pablo, Humberto Musacchio, Bernardo Fernández Bef y Óscar de la Borbolla.
Al respecto, Bernardo Fernández Bef señaló que su participación tuvo lugar hace tres años y que la Brigada es dirigida por Paloma Sáiz y en ella participan muchas mujeres, “es un proyecto incluyente que ha llevado libros a zonas populares y promovido la lectura hace muchos años. Lamento la indignación que ha generado el anuncio de un curso impartido solo por hombres. He decidido, junto con mi amigo Alberto Chimal ceder nuestros espacios para que esas sesiones sean impartidas por mujeres. Estamos seguros que no hubo dolo por parte de la Brigada y que habrán de enmendar el error”,
Y la misma Paloma Sáiz Tejero leyó el comunicado vía video público, “nos da pena que se piense que la Brigada para leer en liberta excluye a las mujeres, hemos demostrado a lo largo de 10 años que siempre tratamos de ser plurales en todo sentido y no solamente en género”.
Y es directa al decir, “el resultado de este ruido en las redes es que algunos de los escritores participantes, gentilmente han decidido ceder su espacio en el curso para que lo ocupe una mujer y eso nos parece todavía más ofensivo que lo otro. Es decir que vamos a improvisar y mal, porque no tenemos las condiciones para hacerlo bien, solamente sería para tapar el ojo al macho y decir que hay paridad de género. Disculpen pero respetamos mucho a las escritoras como para hacerles una jugada así”.
Concluyendo, “por ese motivo queremos pedir perdón a todos los escritores que habían participado y les comunicamos a todos que el curso se suspende”.
Sobre el hecho, el escritor e historiador chihuahuense Jesús Vargas fue claro al escribir que, “dudo que exista en América un colectivo que se equipare con la Brigada en lo que respecta a actividades, seguidores, colaboradores y resultados”.
“Pero lo más importante que deseo destacar es el cuidado que ha mostrado siempre la Brigada en todos los asuntos de equidad de género y de respeto a todas las expresiones correspondientes”.
Y, “tengo que decirlo: han sido injustos los ataques de este día y lamento mucho que se haya tenido que llegar a esta decisión”, finaliza diciendo Vargas.
Alberto Chimal también emitió un comunicado, “por supuesto, debe darse más espacio a las escritoras, las maestras y las mujeres en general en las actividades culturales y en todos los espacios de la sociedad. Por esta razón, junto con mi amigo Bef, hemos decidido el espacio de nuestras sesiones grabadas en el programa, para que lo ocupen sesiones equivalentes impartidas por mujeres”, Punto, hasta aquí.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *